¿Qué son los indicadores de conversiones?

Los indicadores de conversiones o KPIs (Key Performance Indicators) son un factor muy importante a tener en cuenta para medir el éxito de nuestra empresa online. Estos sirven para que una empresa o sitio online controle sus objetivos y pueda llevar a cabo un mejor desarrollo. Con la información que proporcionan estos indicadores se pueden desarrollar nuevas estrategias y optimizar las que estaban.

Rendimiento SEO

Para obtener un buen rendimiento de nuestro trabajo diario de recogida, análisis y optimización On-Page y Off-Page es imprescindible tener en cuenta la información que nos proporcionan los KPIs. Esto nos ayudará a poder comprender mejor la gran cantidad de datos recogidos y darnos la clave para las acciones de optimización.

Indicadores de conversiones básicos y recomendados

Algunos de los indicadores básicos y recomendables que debemos tener en cuenta y configurar para que nuestro negocio crezca y sea exitoso son:

Número de sesiones por tráfico orgánico: Esto nos servirá para comprobar desde qué palabras claves están accediendo nuestro usuarios, nos indicará si debemos plantearnos añadir nuevas palabras claves a nuestra estrategia o cambiar algunas que no estén funcionando.

Tasa de conversión (objetivos): La tasa de conversión va a depender de cada sitio web, pudiendo ser una descarga, envío de formulario, compra de un producto, suscripción a la newsletter. Para poder medir las conversiones de nuestro sitio web, debemos tener configurado en nuestro sitio y en Google Analytics los objetivos para que recojan todos los datos necesarios. Esta tasa se calcula dividiendo el número de objetivos conseguidos por el total de las visitas. La tasa de conversión media está entre el 1-3%, entre 1 y 3 de cada 100 personas.

Tasa de rebote: Esto nos indicará si nuestro CTR está funcionando o si en cambio debemos modificar las metaetiquetas con contenido más específico. También nos dará la señal de si el contenido que los usuarios encuentran al acceder al sitio web es el que estaban buscando. La tasa de rebote dependerá de lo que ofrezca nuestro sitio web como vimos en temas anteriores.

Además de la tasa de rebote de la web, también podemos medir la tasa de rebote de nuestra campaña de email marketing.

Tiempo en el sitio: Al igual que los indicadores anteriores, este nos dará como resultado unos datos que traduciremos en si al usuario le resultó útil e interesante el contenido que encontró mientras navegaba por nuestra web. Cuando se registran visitas de 0 segundos no necesariamente significa que el usuario no haya pasado ni un segundo en nuestra página. Sino que al ser la única página vista el código de Google Analytics que insertamos en nuestro sitio no reconoce más interacción con nuestro sitio solo recoge que el usuario se ha marchado. Esto se mejoraría con llamadas a la acción, artículos relacionados o enlaces a otras páginas internas.

Hay otros indicadores que se usarán dependiendo del contenido de nuestro sitio web, un e-Commerce o un blog deberá tener en cuenta el tipo de usuario por ejemplo para saber si cuenta con usuarios recurrentes que ya han visitado su sitio web con anterioridad.

Conoce más KPIs importantes que debes tener en cuenta en tu estrategia digital Regístrate como Premium

Otros KPIs importantes a tener en cuenta

Beneficio

Marcar el beneficio como un KPI te permitirá poder medir cuánto éxito están teniendo tus campañas y el contenido, ya que con este KPI podremos medir del dinero invertido cuánto está volviendo a tu sitio web (a través de conversiones)

CTR

El CTR nos permite medir el rendimiento de una campaña digital ya sea de SEM, SEO, a través de las redes sociales etc., Cuanto mayor sea este KPI mayores probabilidades tendremos de generar conversiones y por lo tanto de generar ingresos.

Porcentaje de bajas de suscripción

Si haces uso de email marketing, es una buena práctica tener en cuenta este KPI, por qué este te mostrará de forma más clara si tu estrategia de contenido está funcionando y a los usuarios les resulta interesante. Por ello el número de bajas que los usuarios realizan, es una forma rápida de medir que la estrategia de comunicación está fallando.

KPIs para diferentes tipos de web pueden ser nº de compras realizadas en un e-Commerce o nº de envíos de formularios para webs corporativas o blogs (generación de leads).

Cómo mejorar la tasa de conversión

Para mejorar la tasa de conversión de una web, se pueden llevar a cabo acciones en esta, que inciten al usuario a realizar/finalizar la conversión.

  • Segmenta y envía el tráfico correcto: Aunque parece algo obvio, a veces por querer tener mayor alcance, llegamos a usuarios que no son nuestro público objetivo, afectando esto negativamente a nuestra tasa de conversión. De nada nos sirve ofrecerle ropa de bebé a un adolescente de 17 años. Por lo que cuanto más específicos seamos definiendo nuestro público y palabras clave, mayor será nuestro acierto y conversión.
  • Lead magnet (“imán de leads”): Esto es algo bastante usual en los blogs, no es más que ofrecer a nuestro usuarios un regalo, como un curso, un ebook, etc, a cambio de dejarnos su email y suscribirse a la newsletter. En el caso de un e-Commerce hay también infinidad de opciones como son, un cupón de descuento por registrarse y realizar la primera compra, mandar muestras gratuitas a partir de x€, etc.
  • Información de contacto: Tener el número de teléfono visible en la web, generará confianza al usuario, este al ver que dispone de datos de contacto a los que acudir en caso de cualquier problema se sentirá tranquilo para seguir realizando la conversión. En cambio si le surge cualquier duda, y piensa que puede tener cualquier problema y solo encuentra el formulario de contacto, este pensará que su problema tardará más en ser resuelto, por lo que se planteará si continuar la conversión o cancelarla.
  • Testimonios: Seguimos tratando de ganarnos la confianza de nuestros usuarios, es por ello muy importante, mostrarle opiniones reales de otros clientes/usuarios que ya han realizado una conversión en nuestra web.